top of page

Nueva edición de las principales obras del Padre Mario Borello

Al celebrar el centenario de su natalicio y como un homenaje a este sacerdote salesiano que tanto aportó a la Catequesis y a la Educación Religiosa Escolar.




Por la mañana del sábado 25 de noviembre, en un salón de la Universidad Finis Terrae, se realizó el encuentro “Mario Borello: un educador de la fe con su vida y obra”, instancia que tenía por objetivo reconocer el legado del P. Mario Borello como catequeta y educador de la fe, a través de la reedición de sus grandes obras y al celebrar el centenario de su natalio.


Este encuentro fue organizado por el Instituto “Escuela de la Fe” de la Facultad de Educación, Psicología y Familia de esta Universidad; el Equipo de Pastoral Juvenil de la Provincia Salesiana en Chile; junto a algunos miembros de la Comisión Nacional de Catequesis de la Conferencia Episcopal.


En este marco, donde hubo un panel de testimonios sobre la vida del P. Mario y un análisis teológico de su obra, se publicó el texto digital de acceso abierto “Obras pastorales de Mario Borello. Claves para una lectura actualizada”, obra que tuvo por coordinadores a Javier Díaz Tejo, Director de Investigación de nuestro Instituto, y a la académica de la Universidad Católica Silva Henríquez, Lorena Basualto Porras.


Si desea descargar el libro, este es el enlace:


Descarga libro Obras Pastorales de Mario Borello


Si desea revivir ese encuentro, puede verlo en este enlace:




Fotografías de la actividad.





Reseña Biográfica del Padre Mario Borello Gillardi, S.D.B.

(Comunicaciones Salesianos Chile)


Nació en Turín, Italia, el 10 de enero de 1923, a pasos de Valdocco, lugar donde San Juan Bosco fundó el primer oratorio.

Sus padres asistían a Misa a la Basílica de María Auxiliadora, de modo que le hicieron conocer a Don Bosco, a María Auxiliadora y a los Salesianos desde muy niño. Sintió el deseo de ser sacerdote desde pequeño.


Su padre fue un misionero laico, salesiano cooperador, que destinó varios años de su vida, algunos con toda la familia, para el trabajo en la educación y evangelización en Medellín, Colombia.

Su hermana, Auxilia Borello, también religiosa, perteneció a la Congregación de las Hermanas de la Caridad de la Inmaculada Concepción.


Ingresó al Aspirantado salesiano de Bagnolo, en el Piamonte. Cuando novicio se entusiasmó con la idea de la misión, inspirado por el ejemplo de su papá.

Realizó su primera profesión religiosa el 16 de agosto de 1941 y fue ordenado sacerdote el 20 de septiembre de 1952.


Llegó a Chile en 1947 como misionero, procedente de Italia, a los 24 años de edad, encontrándose en el tercer año de práctica pastoral (Tirocinio). Desde entonces desempeñó su intenso y prolífero trabajo en el ámbito catequético.

Su servicio en la Inspectoría Salesiana de Chile lo dedicó mayoritariamente en las casas de formación, salvo por su paso en las obras de Concepción y Punta Arenas.


Era Licenciado en Sagrada Teología con especialización en Teología Pastoral y Catequética. Participó en el Sínodo de Obispos de Catequesis de 1977, convocado por el Papa Pablo VI y en la Tercera Conferencia de los Obispo Latinoamericanos, celebrada en 1979 en Puebla, México, asesorando la comisión de catequesis de los obispos.


En la década de los ’80 fue secretario ejecutivo del Departamento de Catequesis de la Conferencia Episcopal Latinoamericana. También ejerció como Director fundador del Instituto Superior de Pastoral de Catequética “Catecheticum” y Director de la Comisión Nacional de Catequesis de la Conferencia Episcopal de Chile en dos períodos.


Es autor de múltiples artículos y textos catequísticos publicados en decenas de revistas. Su primera obra de largo aliento se llama “Obras Catequéticas” que se divide en cuatro partes: Teología Pastoral Fundamental, Catequética Fundamental para Educadores de la Fe, Reflexiones Metodológicas para Educadores de la Fe y Sicología de la Religiosidad desde la Catequética.


En una entrevista de 2011, con ocasión del lanzamiento de su libro “Presentación Pastoral del Credo Bautismal”, recordaba haber llegado a nuestro país con una disposición muy abierta para integrarse a la cultura, al trabajo:

Fácilmente fui asimilando las costumbres, las fiestas, el 18 de septiembre… tengo un recuerdo muy vivo de la primera vez que celebramos el 21 de mayo: esto me llamó mucho la atención porque en Italia no existen fiestas nacionales celebradas en esta forma… me entusiasmé con los chilenos, tanto es que adquirí la nacionalidad”.


Fue profesor de la Pontificia Universidad Católica de Chile y también del seminario Pontificio, en este último lugar durante 25 años.


En julio de 2016 fue condecorado con la medalla del Apóstol Santiago, reconocimiento entregado por la Arquidiócesis por su contribución y abnegada labor en la Iglesia.


Luego de un complejo cuadro de salud, fallece el 2 de diciembre de 2017 a los 94 años de edad en Santiago de Chile.



109 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page